Aula inglés

Blog de Aula inglés



viajar a alemania

Un halloween diferente en Alemania

Se acerca la noche de los espíritus. Aunque Halloween es una tradición extendida a nivel mundial, en cada lugar se viste con particularidades distintas. Ya te hemos contado aquí cómo la celebran en Derry  y en Irlanda, que es además donde tiene su origen esta celebración. También te hemos contado dónde se esconden los fantasmas ingleses por si querías tomarte una pausa en tu programa de inglés en Inglaterra y marcharte de excursión a encontrarlos. Ahora es el turno de hablar del Halloween en Alemania

Halloween en Alemania

¿Qué pasa si resulta que el 31 de octubre te encuentras realizando una estancia de alemán en Alemania? ¿Cómo celebran ellos la noche de las brujas? Hoy te lo contamos para que no te pierdas nada.

Lo primero que tienes que saber es que el 31 de octubre para los alemanes es una celebración doblemente especial, porque además de salir a cazar fantasmas conmemoran una fiesta religiosa, el “Día de la Reforma” (“Reformationstag”), una festividad con un origen más antiguo incluso que Halloween, pues data de 1517.

Empecemos con Halloween. Se dice que la fiesta de halloween surgió hace unos mil años en las islas británicas, en la época de los celtas. En los últimos 5 años el halloween se hizo cada vez más presente en Alemania. Según estudios realizados al respecto, los más proclives a este nuevo ritual son los renanos, famosos en Alemania por festejar intensamente el carnaval. Pero, por el momento, el halloween es para los alemanes, sobre todo, una ocasión más para salir de fiesta, disfrazarse y para emborracharse sin cargo de conciencia. El significado original del ritual celta de despedir el verano, dar la bienvenida al invierno y espantar a los malos espíritus, es prácticamente desconocido por estos lares.

En el sur de Alemania, los católicos extienden la celebración desde el 30 de octubre al 8 de noviembre. La llaman “Seleenwoche”, que significa semana de todos los santos. Estos días sirven para recordar a los familiares fallecidos y asistir a servicios religiosos en honor de los santos. Al igual que en otros lugares del mundo, se mantiene la tradición en que los niños van por las casas pidiendo dulces y golosinas al grito de “truco o trato”.

Si durante tu curso de alemán tienes oportunidad de viajar, acércate a Mayen, en la región de Eifel. Allí conservan una fiesta de brujas que proviene de la edad media, el Mittelalterlicher, en la que la ciudad se llena de espectáculos de fuego, magia y malabares. Las brujas y magos se apoderan de la ciudad y no faltan los concursos de talla de calabaza. ¿te atreves a tallar la tuya?.

Otra experiencia que puedes probar es la visita al castillo de Frankestein, en Muhltal. Además de los maravillosos paisajes que hay alrededor, se celebra una fiesta en los terrenos del castillo que te encantará. Disfrázate y disfruta.

En cuanto al “Día de la Reforma”, se celebra en recuerdo a Martin Lutero y la reforma que llevó a cabo y que ocasionó la división de la iglesia católica. Wittenberg es el lugar donde hay que estar si quieres conocer de cerca este capítulo de la historia, ya que es la ciudad de Lutero. Cada año, miles de personas se concentran a la puerta de esta iglesia. Allí se celebra un evento de confirmación en memoria del día en que clavó en las puertas de su iglesia la lista con las críticas al catolicismo que originaron la división religiosa.

Este día es fiesta nacional en algunos estados alemanes, como Brandeburgo, Mecklemburgo-Antepomerania, Sajonia, Sajonia-Anhalt y Turingia y se conoce también como “la festividad de la luz”. Si te encuentras por allí, se puede que oigas sonar el himno de Lutero, “Ein feste Burg ist unser Gott” (en la versión en español “Castillo fuerte es nuestro Dios”, que en los lugares más tradicionales se canta en este día mientras todos los presentes se ponen en pie.

En Alemania, más precisamente en Bonn, la iglesia católica se muestra sorprendentemente abierta a esta nueva fiesta y hace tiempo que dejó de condenarla y de sospechar terribles rituales satánicos detrás de las máscaras. Parece ser que la iglesia está descubriendo el potencial de halloween, que atrae a la gente joven mucho más que la liturgia y el incienso. En lugar de insistir sobre las diferencias, hay religiosos que intentan destacar el trasfondo espiritual, que alguna vez dio origen a esta celebración. Después de todo, celtas, cristianos, alemanes o estadounidenses, ahora y siempre, hemos buscado respuestas para las mismas inquietantes preguntas sobre la muerte y el más allá.

Leer entrada


Cerveza, música y diversión en el Oktoberfest

Hace ya más de dos siglos que en Múnich comenzó a gestarse la fiesta popular más grande de Alemania y una de las mayores del mundo. No te la puedes perder estés donde estés, porque todo el que va, repite. Así que si tienes la suerte de estar en Ratisbona realizando uno de nuestros cursos de alemán en Alemania como si no, prepara las maletas que nos vamos al Oktoberfest.

Oktoberfest

Fuente: Flickr

Hay que llegar a Múnich el 21 de septiembre que es cuando empieza y encontrar rápido el “Theresienwiese” (Prado de Teresa) un campo situado cerca de la Estación Central, antes de que se acaben las salchichas, el pollo el chucrut y el codillo, exquisiteces de la gastronomía bávara. Por la cerveza no te preocupes, habrá de sobra para más de los seis millones de personas que se concentran cada año en este evento. Lo ideal es que intentes probar diferentes tipos para apreciar los distintos sabores.

En el “Theresienwiese”  se instalan media docena de carpas cuyo aforo es limitado, así que es mejor reservar para asegurarse plaza. También el recinto está plagado de instalaciones de feria, desde las norias a los coches de choque.

La fiesta la inauguran, cómo no, los propietarios de las cervecerías con un impresionante desfile plagado de colorido. Luego está la ceremonia de apertura del barril, seguido de doce disparos de cañón. En este momento queda oficialmente inaugurado el Oktoberfest.

Además de disfrutar de la comida, la cerveza y las atracciones, para integrarte completamente vístete con el sombrero y pantalones de cuero tradicionales. Si eres chica, imprescindible el vestido de bordados. La música también es clave en este evento, apréndete las canciones para poder bailar como el que más a ritmo de polca y mazurca. Dos grupos que puedes ir escuchando para entrenarte son Oom-Pah y Schlager. El 6 de octubre podrás despedirte por todo lo grande del Oktoberfest hasta el año que viene.

El origen de esta fiesta popular data del 10 de octubre de 1810 (fíjate lo curioso de la fecha, 10-10-10), cuando Luis I y Teresa de Sajonia-Hildburghausen contrajeron matrimonio. Invitaron a la ceremonia a todo el pueblo y desde entonces los alemanes lo festejan cada año por todo lo alto.

Leer entrada



Aula Inglés. Idiomas y experiencias.