Aula inglés

Blog de Aula inglés



Consejos

8 tips para estudiar inglés en el extranjero

Estudiar inglés en el extranjero es una experiencia que todos, independientemente del campo de formación o del área de desempeño laboral, deberíamos vivir al menos una vez en la vida. No hay nada mejor como estar allí, in situ, aprendiendo de primera mano el idioma, la cultura y las tradiciones de cada país de destino.

Numerosos testimonios lo demuestran. Vivir en un país anglosajón no sólo es la mejor opción para conseguir una inmersión lingüística plena, sino además para conocer nuevos amigos, ampliar nuestra red de contactos profesionales, disfrutar de lugares turísticos y crecer como persona.

Por supuesto, no todas las experiencias son iguales. La diferencia está en la manera en que planificamos los viajes, pues no se trata de elegir la primera opción que tenemos a mano sino la que más nos conviene. Antes que nada, debemos tener claro algunos factores que influirán directamente en nuestra experiencia.

 

estudiar ingles en el extranjero

Toma nota: consejos para una inmersión exitosa

No eres el primero ni serás el último en hacer la maleta y salir del país a estudiar inglés.El aprendizaje de este idioma es una herramienta indispensable para desenvolvernos en el mundo en que vivimos y por ello la oferta de cursos y los países de destino son cada vez más variados. ¡Eres uno entre millones!

Como todo traslado, estudiar inglés en un país anglosajón supone una dosis mínima de aventura. No puedes controlarlo todo ni trazar un plan para cada cosa. Al contrario, la idea es que en cierta forma te dejes llevar.

Sin embargo, lo que sí puedes hacer es elegir bien entre las ofertas que tengas a mano para garantizar una experiencia placentera. Recuerda que la mitad de lo que aprendas te lo dará el curso de inglés al que te apuntes y la otra mitad lo encontrarás en el día a día. Vamos, la mezcla perfecta entre teoría y práctica.

Por eso, a la hora de planificar tu viaje al extranjero, debes tener en cuenta algunos aspectos que pueden marcar la diferencia. Para que lo tengas más claro, a continuación te ofrecemos algunos consejos prácticos al respecto:

1) Busca un curso de inglés que realmente te guste. Ojo, muchas personas se matriculan en el primer curso que encuentran y luego se dan cuenta de que no era lo que buscaban. La oferta más demandada son los programas de formación general en inglés, aunque no es la única. Puedes hacer un curso que te prepare para superar algún examen de inglés, como Aptis o First, o inscribirte en un programa de estudio y trabajo en el extranjero, para ganar un dinero a la vez que aprendes inglés. Elige según tus necesidades.

2) Ten claro tu nivel de inglés.También es necesario que sepas cuál es tu nivel de inglés. Este sencillo pero importante dato te ayudará a matricularte en programas que estén acordes con tu formación. Recuerda que en Europa existe un estándar fijado por el Marco Común Europeo de Referencia para las Lenguas.

3) Elige una ciudad propicia para el aprendizaje.Un buen número de personas prefiere los grandes centros urbanos para el aprendizaje del inglés. La diversidad de culturas, el espíritu cosmopolita y las amplias ofertas de ocio y entretenimiento hacen que ciudades como Londres, Manchester, Dublín, Cardiff o Nueva York, entre otras, aparezcan en los primeros lugares de destino. Sin embargo, eso no quiere decir que las poblaciones más pequeñas no favorezcan una buena experiencia de inmersión. Al contrario, los pueblos y las ciudades pequeñas garantizan un trato directo con los nativos y, por tanto, un aprendizaje más personalizado.

4) Define el tiempo que vas a estar fuera. Lo más recomendable es definir de antemano un plazo para tu inmersión lingüística. Esto generalmente va relacionado con la duración del curso al que te matricules, aunque no por ello tiene que convertirse en un condicionante. Abundan los casos de personas que, una vez allí, han modificado sus planes de viaje varias veces.

5) Busca opciones para el alojamiento. Lo bueno de estas experiencias es que, por lo general, van acompañadas de excelentes ofertas de alojamiento. Por ejemplo, puedes optar a programas que incluyan alojamiento en residencia de estudiantes, el intercambio académico o incluso la estancia con familias nativas. Muchas chicas que van al Reino Unido combinan sus estudios de inglés con labores domésticas como el cuidado de niños o el acompañamiento a personas mayores. Aunque también, claro, está la opción de alquilar un piso con tus amigos o compañeros.

6) ¡No olvides el precio! Los costes son importantes a la hora de hacer planes. En general, los cursos suelen ser de entre 15 y 20 horas a la semana y su precio oscila entre los 150 y 300 euros, dependiendo de la duración de tu estancia y de la ciudad en la que te matricules. También debes incluir en tu presupuesto el coste del alojamiento y los precios generales que predominen en el sitio de destino. Las ciudades grandes suelen ser más costosas que el resto.

7) Aprovecha tu estancia: hay vida más allá del curso. Como te decíamos antes, los cursos son importantes para el aprendizaje del inglés, pero no son el único método si tu objetivo es llegar a dominarlo. Asiste a eventos, habla con tus vecinos y amigos, lee la prensa, estudia, viaja y, sobre todo, vive a fondo tu experiencia de inmersión. Tómalo como un consejo: hay vida más allá de las clases.

8) Piensa en lo que harás a tu regreso. Quieras o no, llegará el día en que acabe tu experiencia de inmersión lingüística en el país de destino. ¿Qué hacer? ¿Adónde ir? ¿Cómo aprovechar todo lo aprendido? El regreso a casa no tiene por qué significar el final de tu formación. Al contrario, ¡es cuándo más debes trabajar para mantener tu nivel de inglés y perfeccionarlo! Tendrás a un puñado de nuevos contactos con quienes practicarlo desde la distancia y nuevas herramientas para incorporarlo en tu día a día, bien sea en tus estudios o en tu terreno profesional. Lo importante es que no bajes la guardia. ¡Recuerda que el inglés ya forma parte de ti.

 

Recuerda: si necesitas ayuda u orientación para seleccionar tu curso de inglés, desde Aula inglés estaremos encantados de asesorarte y de ayudarte para que tu experiencia sea inmejorable.

Leer entrada


Cómo elegir tu tarifa de teléfono móvil en el Reino Unido

Si has decidido mudarte a estudiar inglés en el Reino Unido, una de las cosas que debes solucionar desde el principio es el plan de telefonía móvil que vas a usar. Al igual que en España, en la isla existe una amplia gama de operadores dispuestos a cubrir tus necesidades. ¿Quieres que echemos un vistazo a los principales?

  • Vodafone
  • Three
  • EE
  • GiffGaff
  • Virgin Media
  • BT Mobile

Los planes de cada uno de ellos son tan diversos como complejos. Cada operador tiene unas condiciones y unas ofertas que son precisas conocer antes de que elijas alguno. No te apresures; es mejor estar seguro antes de adquirir compromisos.

Sin embargo, elijas el que elijas debes saber que el servicio prestado es, por lo general, muy bueno. Además, las tarifas son menos costosas que en España.

tarifa movil en reino unido
Fuente: Flickr

 

Opciones para contratar una línea de móvil en UK

Tal como sucede en España, en el Reino Unido tienes dos opciones para contratar una línea de telefonía móvil. Veamos en qué consisten:

a) Contrato (Pay Monthly)

Con esta opción tienes la ventaja de que sólo pagas a final de mes. Las tarifas del PayMonthly son mucho más económicas que las de la modalidad de prepago. Aparte, tienes muy buenas ofertas si tu objetivo es adquirir un móvil nuevo, algo que algunos operadores proporcionan de forma gratuita.

Para darte el alta con alguno de estos operadores, es necesario que proporciones tu número de cuenta bancaria, pues todos te exigirán que domicilies la factura del teléfono a través de este medio. La modalidad de contrato es especialmente útil para personas que tengan previsto quedarse en el Reino Unido durante una larga temporada, al menos un año, o para aquellas que ya cuenten con un buen número de contactos telefónicos.

Aunque las condiciones de un contrato de telefonía móvil suelen variar según cada compañía, las más habituales son las siguientes:

  • La duración del contrato suele ser de 12 meses ininterrumpidos como mínimo.
  • Si interrumpes el contrato antes del año, es posible que debas seguir pagando sus cuotas hasta la extinción del mismo.
  • Tarifa mensual fija (o con los respectivos recargos).
  • Coste por minuto dentro del plan.
  • Servicios incluidos de contestador, mensajes, GRPS, entre otros.
  • Si no utilizas los minutos del plan, pueden seguir vigentes.

b) Prepago (Pay as you go):

La modalidad de prepago consiste en la compra de una tarjeta SIM que debes recargar cada cierto tiempo, según tus necesidades. De hecho, puedes recurrir a un Add-on, es decir, un bono que por lo general tiene una vigencia de 30 días y que ofrece servicios añadidos en función del operador. Un ejemplo habitual es el Add-on All-in-on 10, el cual tiene 500MB de Internet, 100 minutos de llamadas y 3000 SMS por sólo 10£. También en este caso conviene leer bien las condiciones.

tarjeta sim
Fuente: Flickr

 

Esta opción viene muy bien a estudiantes o personas que acaban de llegar al Reino Unido y no tienen muchos contactos a los cuales llamar. De hecho, es lo que muchos hacen antes de planificar una estadía más larga y contratar una línea de telefonía móvil por contrato. Las características más significativas del Pay as you go son las siguientes:

  • Coste por la compra de la tarjeta SIM.
  • Coste por recargar la tarjeta.
  • Algunos operadores no tienen tasas de conexión, lo cual te beneficia en caso de que hagas muchas llamadas cortas desde tu móvil.
  • Hay un tiempo de validez para hacer llamadas y otro para recibirlas.

 

Lo que debes tener en cuenta para tener un móvil en UK

Aparte de las condiciones de cada operador, tú mismo debes definir ciertos parámetros antes de adquirir una línea por contrato o por prepago:

a) Cobertura: este factor sólo debes tenerlo en cuenta si vas a vivir en zonas remotas del Reino Unido. La cobertura que ofrecen las compañías móviles es más o menos la misma, aunque nunca está de más que lo preguntes.

b) A quién llamas: un buen indicador para saber qué modalidad te conviene es mirar a qué personas llamas con regularidad. Si acabas de aterrizar en UK, serán pocas; pero si llevas algo más de seis meses y piensas quedarte durante una larga temporada, seguro que aumentarán.

c) Cuándo llamas: es importante saber si eres usuario matutino, vespertino o nocturno, pues algunos operadores varían el precio de sus planes en función de la hora del día en que hagas las llamadas. ¡Pregúntaselo a ellos!

d) Tarifa: no te comprometas a pagar una tarifa de móvil que esté por encima de tus posibilidades. En el Reino Unido, si incumples con un contrato estarás obligado a pagarlo de todos modos. Y si no estás seguro de ello, siempre tendrás la opción del prepago o del Pay as yougo.

e) Si llamas al extranjero: pregunta por los planes para llamar al extranjero, y que dentro de ellos esté incluida España. Algunos operadores tienen buenos planes para este tipo de llamadas. Recuerda que lo más recomendable es liberar tu teléfono móvil antes de llegar al Reino Unido: también puedes hacerlo allí, pero tendrá un coste de 10£. Además, ten presente qué tipo de SIM necesitas, si la corriente, la microSIMo la nanoSIM.

En el Reino Unido, los teléfonos móviles empiezan por siete. Para llamar a uno de tus contactos siempre debes poner el cero delante. De hecho, las personas suelen dar su número de teléfono con el cero incluido.

Leer entrada


Errores al hablar ingles muy españoles.

En esta entrada te explicamos algunos de los errores frecuentes de los hispanohablantes, para que intentes evitarlos:

1. Omisión del Sujeto
En inglés siempre es necesario un sujeto. No es gramaticalmente correcto decir: “Is important to do this”, sino “It is important to do this” (“Es importante hacerlo”).

2. Omisión de Artículos
Los hispanoparlantes tienden a eliminar el artículo, por ejemplo “He is teacher”; “I haven’t got dog”; “Does she have car?”. En inglés se dice: “Él es un profesor”, es decir, “He is a teacher”, “No tengo un perro”: “I haven’t got a dog”; y “¿Ella tiene un coche?”: “Does she have a car?”

3. Pronombres
El uso de pronombres. Por ejemplo, decir “Did not know who was him” sería incorrecto. Lo correcto es “I did not know who he was”: “No sabía quién era él”.

4. Adjetivos
En español los adjetivos se ubican generalmente detrás del nombre o sustantivo (“Vivía en una casa muy grande”), pero en inglés ocurre exactamente al revés (“He lived in a very big house”). (Ojo también a la colocación del abverbio “muy” en la frase anterior). Además, los adjetivos en inglés son invariables, con lo que no puede decirse: “I have others books”, sino “I have other books” (“Tengo otros libros”).

5. Doble Negación
La duplicación de negativos es otro error típico. En español es gramaticalmente correcto decir: “No tuve ningún problema”, pero en inglés sólo puede negarse una vez: “I had no problems”.

6. Verbos
Existe una tendencia a utilizar únicamente el tiempo presente: “She come back” no significa “Ella volvió”, sino “Ella volver…”. Si decimos “The first time I see her”, no entenderán “La primera vez que la veo/ví”, sino “La primera vez que ver ella”. Las formas correctas serían: “She came back” y “The first time I saw her”.

7. Orden de las Palabras
Con frecuencia, los estudiantes hispanoparlantes aplican un orden inadecuado de las palabras en inglés, por ejemplo: “He in kitchen has lunch”, en lugar de “He has his lunch in the kitchen”. La traducción de significado de esta frase sería “Él toma habitualmente su comida en la cocina”, pero en español diríamos “Come en la cocina”. De nuevo vemos que el orden, el uso de tiempos verbales y de pronombres cambia completamente la traducción literal de una lengua a otra.

Si quieres saber cuáles son los errores más frecuentes de los hispanohablantes a la hora de pronunciar el inglés no te pierdas este post.

Leer entrada


¿Qué voy a comer en un país anglosajón?

En tu país existen muchas costumbres, hábitos y reglas sociales y seguramente no reflexionas al respecto porque ya estás acostumbrado a todas ellas. De un país a otro todas las costumbres varían, y es por eso que el vivir en otro país puede resultar sumamente interesante y enriquecedor. Notarás diferencias en la forma de vestir de la gente, en la forma de saludarse, en las costumbres religiosas, en lo que comen, en la forma en la que se comportan ante distintas situaciones, expresan sus opiniones, incluso en cómo tratan a los animales o su actitud ante la puntualidad. Es bueno que te prepares para cualquier diferencia cultural leyendo todo lo que puedas acerca de tu país de destino antes de tu partida. También trata de pensar lo que necesitas comentar a los demás acerca de tus propias necesidades culturales.

La comida que puedes comprar en un país de habla inglesa refleja muchas de las influencias étnicas de sus sociedades. La mayoría de los supermercados venden todos los ingredientes de Asia, África, el Caribe y América Latina, así como comida de muchas otras partes del mundo. Cada vez más, se tiende a adoptar un estilo de vida más saludable y existe una gran variedad de productos orgánicos y vegetarianos disponible en las tiendas y supermercados.

Se acostumbra a hacer tres comidas al día: desayuno abundante, almuerzo al mediodía (por lo general es un alimento en poca cantidad en forma de sandwich o algo de “fast food”) y la cena por la tarde, hacia las 18h o 19h (6 ó 7 pm).

Comida inglesa

 

El té es muy popular y por lo general se bebe varias veces al día en una jarra de cerámica (“cup”) con un poco de leche. La cena suele consistir no en un primero y un segundo, sino en lo que entendemos nosotros por un plato combinado: carne, pizza, pasta o pescado acompañado de patatas (cocidas, asadas, fritas, en puré, pero siempre patatas) y verduras cocidas o ensalada con alguna salsa.

Es importante que, desde el primer día, intentes acostumbrarte a los nuevos horarios y no comas a deshoras. Viajar te da la posibilidad de conocer nuevas formas de vida y probar cosas nuevas, que no tienen por qué ser peores ni mejores que las de tu país de origen. Así que intenta ser abierto de mente y probar y aprender a valorar la gastronomía de cada lugar, por muy diferente que te parezca al principio. Piensa que los demás también pueden pensar lo mismo de tus costumbres y comidas y se esfuerzan en conocerlas y comprenderlas. Esta actitud te ayudará a ganarte la simpatía de tus nuevos amigos y, al fin y al cabo, ¿no se trata de hacer algo diferente a la vez que aprendes inglés?

Si vas a hacer la compra, este artículo sobre vocabulario para comprar puede ayudarte.

Leer entrada


Salud en el extranjero

Deseamos que durante tu estancia en un país de habla inglesa tengas los menos percances posibles, pero como siempre hay que ser previsor, te recomendamos que leas los siguientes consejos sobre salud en el extranjero.

Es importante que al apuntarte tu curso en el extranjero menciones cualquier medicación o tratamiento médico que estés siguiendo, o enfermedad importante que tengas o hayas tenido en el pasado, o si necesitas cualquier atención especial por parte de tu monitor o familia.

Como ciudadano de la Unión Europea tienes derecho a un médico y asistencia médica gratuita en Inglaterra, Irlanda y Malta, sin necesidad de pedir ninguna autorización previa al viaje en España. No obstante, no está de más que lleves tu tarjeta si dispones de un seguro médico privado, o que contrates el que te proporcione la escuela donde has adquirido tu curso. En EEUU deberás contratar un seguro privado para la duración de tu estancia en ese país, que también te cubrirá (mediante reembolso a tu vuelta -guarda todos los comprobantes de compra-) el coste de las medicinas que pudieras necesitar. Tu familia en ese país o tus monitores en la escuela o residencia te indicarán cuál es el centro médico u hospital más cercano, y te acompañarán si necesitas ir.

Si vas a estar durante unos meses en Inglaterra, Irlanda y Malta, te interesa darte de alta en un médico de medicina general.Salud en el extranjero Para registrarte necesitarás un comprobante de que eres estudiante, tu pasaporte/DNI y un comprobante de tu domicilio. Te enviarán una tarjeta médica con un código de identidad individual, el cual también puedes usar para registrarte con el dentista. La consulta con el médico es gratuita, pero las medicinas tienen un coste (aunque a veces para estudiantes o menores pueden tener descuento, pregúntalo).

Debido al cambio de estilo y ritmo de vida y climatología, es frecuente que te constipes o incluso tengas un poco de fiebre en los primeros días. Coméntaselo sin pudor a tu monitor o familia anfitriona. Puedes comprar los remedios para enfermedades menores como dolores de cabeza y catarros comunes en cualquier farmacia, supermercado y otras tiendas como puestos de periódicos. Están disponibles a la venta sin receta y el farmacéutico puede asesorarte.

La mejor manera para conservarse sano en el extranjero es de la misma manera que lo harías en casa: come sano (no compres comida en cualquier sitio, antes de beber de fuentes asegúrate que el agua es potable y trata de comer equilibrado), respeta los horarios, haz ejercicio con regularidad y asegúrate de dormir suficientes horas. Seguramente podrás terminar tu curso sin visitar al médico. Como dice un refrán inglés: “An apple a day, keeps the doctor away” (“Una manzana al día, mantiene al médico lejos”).

Leer entrada


Consejos sobre seguridad personal

En este artículo queremos darte varios consejos de seguridad personal para que tengas la mejor estancia en el extranjero. El número de emergencia en el Reino Unido es el 999. Es para la policía, ambulancia y bomberos. Es un número gratuito al cual se puede llamar desde teléfonos del hogar, teléfonos públicos y móviles, siempre de forma gratuita. Inglaterra e Irlanda son países seguros, pero siempre hay que tener cuidado.

Esperamos que tu estancia en el extranjero y tu curso sean memorables y gratificantes.
Recuerda: los accidentes son raros, pero pueden ocurrir, y puedes reducir el riesgo tomando las siguientes precauciones:

  • No des tu nombre o cualquier otra información de una naturaleza privada a extraños.
  • Nunca hagas “autostop” o aceptes que te lleve un extraño en coche.
  • No camines sólo de noche. Ve siempre en grupo.
  • Familiarízate con tu entorno nuevo. Pregunta a tu familia de acogida o en tu escuela sobre cuales áreas se deben evitar y cuales son seguras.Telefonos de emergencia Reino Unido
  • Desde el primer día, apunta en un papel la dirección de tu alojamiento, el número de autobús y la parada, y el teléfono de tu familia o monitor. Pensamos que podemos recordarlos, pero ten en cuenta que son muchas cosas nuevas para asimilar en los primeros días, y debes siempre saber cómo volver a casa o a quién llamar en una emergencia.
  • Cuando cojas taxis por la noche, pídele al conductor que te deje a la entrada del edificio.
  • Cuando llegues a tu casa, ten las llaves listas para abrir la puerta y ciérrala rápidamente detrás de ti.
  • No llames la atención llevando joyería llamativa, exhibiendo accesorios caros como móviles, cámaras o grabadoras de vídeo, o mostrando grandes cantidades de dinero en metálico a tus compañeros o en sitios públicos.
  • Deja tu pasaporte, tu dinero, recetas médicas, y cualquier otra documentación importante del viaje muy bien escondidos y bajo llave en tu habitación de tu familia de acogida o residencia.
  • Nunca lleves la cartera/dinero en un bolsillo accesible de la mochila o en el bolsillo de atrás del pantalón. En sitios con mucha gente, lleva la mochila o bolso delante, y no en la espalda, donde puedas verlo.
  • Es conveniente que evites las multitudes en la medida de lo posible. Si es así, vigila no despistarte del grupo ni de tu monitor.
  • Conoce las leyes locales. Algunas cosas que son legales o seguras en tu país pueden considerarse un crimen en el país de acogida. El “shoplifting” (robar pequeños objetos en las tiendas) está muy perseguido y puede llevarte a la cárcel.
  • Respeta a otros estudiantes, a la gente local el lugar donde vives, el colegio donde estudias, las calles de tu nueva ciudad… Todas esas cosas, aunque nuevas y diferentes a las de tu país y familia de origen, forman parte de tu nueva vida y respetarlas te ayudará a disfrutar más y aprovechar mejor tu curso.
  • Aunque seas mayor de edad, al participar en un curso te comprometes a cumplir unas normas de las que te informará tu monitor, y a seguir sus instrucciones. Él es tu responsable durante el curso. El consumo de alcohol y drogas está terminantemente prohibido.
  • Todos los estudiantes de la Unión Europea cuentan con asistencia médica gratuita en Irlanda, Inglaterra y Malta, pero deben de solicitar en sus países de origen la nueva “Tarjeta europea de seguro social” antes de su viaje, que sustituye al documento E111, usado hasta ahora para la asistencia médica temporal en Europa. Esta nueva tarjeta es individual e intransferible, válida por 1 año y completamente gratuita. Se debe de solicitar con un mínimo de 2 semanas de antelación al viaje (se recibe por correo) en el mismo centro de salud.

Si sigues estos consejos, tendrás muchas posibilidades de tener una estancia tranquila y sin accidentes. Y si quieres informarte para vivir tu experiencia en el extranjero, aquí tienes los mejores cursos y programas de trabajo en el extranjero. 

Leer entrada


Cómo visitar EEUU sin visado de turista

¿Estás pensando en programar un viaje a Nueva York, Boston o Brooklyn?

Si tienes intención de planificar un viaje de placer a EEUU y, por qué no, aprovechar la ocasión para mejorar tu nivel de inglés, te interesará saber que no siempre es necesario obtener el visado de turista.

Desde hace algunos años, es posible viajar a Estados Unidos  sin visado, gracias al programa de Exención de Visado “Visa Waiver  Program” (VWP).

Este programa, del que se benefician un total de 38 países, entre ellos España, facilita el acceso al país sin visado, siempre que se cumplan una serie de requisitos.

 

Requisitos para poder acceder Estados Unidos con el Programa de exención de visado

Podrán beneficiarse de este programa, aquellos ciudadanos que cumplan las siguientes condiciones:

  1. La estancia no puede ser superior a 90 días.
  2. Los visitantes deben ser ciudadanos de alguno de los países participantes en el programa.
  3. Se debe disponer de un pasaporte electrónico. En el caso de España, el DNI electrónico es válido.
  4. El motivo de la visita debe ser bien por placer, es decir, como turista, o por negocios.

Dentro de turismo, incluyen diversas actividades, entre las que se encuentran:

  • Visitas a familiares.
  • tratamientos médicos,
  • participación en eventos sociales, deportivos, musicales, etc. Siempre que no se pague por participar.
  • Realización de cursos cortos, siempre que no sean para la obtención de un título. Estos cursos pueden tener una duración de hasta 17,5 horas.

 

Cómo obtener la autorización para viajar sin visado

Para poder acceder sin visado, debes solicitar una autorización. Este permiso se gestiona a través del “Electronic System for Travel Authorization” (ESTA) o el sistema electrónico de autorización de viaje.

Este sistema electrónico tiene como fin mejorar la seguridad del programa VWP, haciendo una preselección de aquellos ciudadanos que, en principio, pueden acceder sin necesidad de visado.

Para solicitar esta autorización, debes viajar hasta los EEUU en los medios de transporte, bien aéreo o marítimo, autorizados. En caso contrario, no te concederán el permiso.

Puedes gestionar los trámites para su solicitud a través de internet, en la página de la aplicación.

Es conveniente que guardes una copia impresa con tu número de autorización, aunque con tus datos puedes tener acceso a través de la plataforma, para presentarlo en la aduana.

Pese a que la respuesta de la solicitud suele tardar unos minutos, es conveniente solicitar este permiso lo antes posible, ya que cabe la posibilidad de que te lo denieguen. Para confirmar si has sido aceptado, deberás hacerlo a través de la misma página web.

En caso de ser denegado, deberás sacarte el visado, para poder visitar el país.

Esta autorización suele durar unos dos años, por lo que no tienes problema si tu viaje lo vas a realizar un par de meses después.

 

Para poder obtener la autorización, es necesario abonar un importe total de 14 dólares, siempre que seas aceptado: cuatro dólares por las tasas de tramitación y diez dólares más en caso de ser aprobada la solicitud. Esta tarifa se abonará a través de tarjera de crédito.

 

Debes tener presente que, una vez en EEUU no puedes solicitar una visa para cambiar tu situación. Si deseas quedarte más tiempo, trabajar o estudiar en cualquier ciudad estadounidense, deberás volver a España y obtener tu visado.

 

Quién debe tramitar un visado

Existen determinados casos en los que obligatoriamente debes solicitar visado, aun cuando tu estancia no vaya a ser superior a 90 días.

  • Siempre que tu estancia vaya a superar los 90 días.
  • Cuando el propósito de tu viaje es el de realizar estudios titulados, como cursos universitarios o programas formativos que te acrediten.
  • Si viajas con la voluntad de trabajar en EEUU.
  • Si tienes antecedentes legales.
  • Cuando eres actor, atleta, periodista, músico, etc, y viajas por motivos profesionales.
  • Cuando se te ha denegado la autorización para visitar EEUU sin visado.

 

Tipos de visado. Cuándo y cómo obtenerlo

En caso de necesitar un visado, independientemente del motivo, debes tener claro qué tipo de visado necesitas solicitar. Dependerá del propósito de tu visita: si vas de viaje de placer, como turista, o si viajas como estudiante o trabajador. Además, en función de los estudios o trabajos, existen diversos tipos de visado.

Para obtener el visado, debes rellenar el formulario DS-160, realizar una entrevista y abonar las tasas correspondientes, además de presentar todos aquellos documentos que se solicitan, como el pasaporte, una foto reciente, y documentos que justifiquen tu solvencia económica.

 

Las tasas de visado oscilan entre los 160 dólares, en el caso de turistas o estudiantes, a los 265 dólares, que deben abonar aquellos cuyo cónyuge o prometido sea ciudadano estadounidense.

El proceso  de tramitación puede ser muy largo, especialmente si lo comparamos con la autorización para viajar sin visado, cuya respuesta es casi al instante.

Desde que comienzas con los trámites hasta que se expide el visado, pueden transcurrir unas tres semanas, en ocasiones, incluso  más, por lo que es recomendable que lo solicites con tiempo de antelación.

 

 

Leer entrada


Elegir un curso en el extranjero por Internet

¿Cómo elegir una organización de cursos de idiomas en el extranjero por Internet?

Debido al avance de las comunicaciones en un mundo cada vez más global, nadie duda de que el aprendizaje de idiomas, en especial el inglés, es imprescindible tanto para viajar o para encontrar un buen puesto de trabajo, es decir, en la formación del adolescente. A mayor demanda, la oferta en instituciones que ofrecen cursos en el extranjero y se promocionan vía Internet ha crecido enormemente. Sin embargo, no todas ofrecen las garantías necesarias para la enseñanza del idioma y asumir la responsabilidad de acompañar a un adolescente en su aventura en un país extranjero.

Curso en el extranjero por Internet

Al buscar en la  Web, podemos encontrar numerosas organizaciones que ofrecen cursos en el extranjero. Recordemos que adquirir un dominio en Internet es muy sencillo y barato, por lo que es importante recabar más información y/o referencias de la institución. La mejor forma de viajar seguro es contactando a una escuela recomendada por algún conocido. De esta manera no sólo se ahorra tiempo de búsqueda, sino que además se puede tener la plena seguridad de que todo saldrá de acuerdo a lo planificado. Sin embargo, no todos contamos con amistades que hayan enviado a sus hijos al extranjero. En este caso, es importante evaluar:

  1. La apariencia y el contenido de la página Web, que debe contar con toda la información de contacto pertinente, como correos electrónicos, ubicación exacta y teléfonos, así como la pertenencia de dicha institución a alguna organismo que la acredite, como ASEPROCE (Asociación de Promotores de Cursos en el Extranjero). También debe proporcionarse toda la información referente a los cursos, incluyendo precios y condiciones de contratación.
  2. Contactar con las instituciones que acreditan dicha organización para verificar que esta acreditación sea real. Ponerse en contacto telefónico con la academia o el agente comercial de la zona y comprobar que toda la información acerca de los cursos, destinos, precios que se muestra en la página Web coincide. Desconfíe de una página Web no actualizada. En la conversación comprobará si está hablando con un profesional del sector que sepa asesorarle el curso más adecuado para su hijo. Pida referencias si es posible de ex-alumnos o colegios que hayan viajado con la organización.
  3. La institución debe contar con una oficina física y/o un representante en su zona. Nunca está de más si es posible una visita personal y consulta con su asesor para despejar todas las dudas antes de la contratación. 

Para elegir un curso en el extranjero por Internet en un sitio web, es importante que sepas algunas cosas para facilitar tu búsqueda y no equivocarte. Por eso lo que tienes que hacer es:

Primero, confirmar la experiencia del profesor: en efecto, cuando visites sitios de escuelas de inglés en Internet o veas anuncios sobre cursos de inglés en el extranjero, debes investigar y buscar todo lo que puedas acerca del programa, quién lo enseña y sus experiencias en el campo. Debes verificar si el curso está dirigido por un voluntario o por alguien que está certificado para enseñar el inglés como segunda lengua, es una cosa muy importante que debes tomar en cuenta. Así, los cursos realizados con un profesor certificado serán más enriquecedores para ti.

Una vez que hayas seleccionado varias escuelas de inglés, pídeles que te envíen referencias. Por eso, si estás pagando por el programa tienes derecho a saber si este lo vale. La mayoría de escuelas de inglés tienen una lista de antiguos alumnos que están dispuestos a hablar con clientes potenciales sobre su experiencia con los cursos de inglés. Contáctales y pregúntales sobre los profesores y cómo el curso los benefició. Estas personas podrán darte información necesaria y valiosa sobre la comunidad donde se encuentra la escuela y sobre la cultura del lugar. Frecuentemente, en los sitios web de las escuelas, aparecen unos comentarios de los antiguos alumnos que se vale la pena leer antes de elegir una escuela.

También hay opciones de cursos de inglés en grupos muy pequeños, y programas combinados de clases grupales y clases individuales para elegir lo que te conviene mejor.

Eso depende de dónde vives pero puedes encontrar alternativas más económicas a un programa de inglés, por ejemplo iniciativas gubernamentales. Estos van a ser mucho más baratos que un profesor o escuela privada, sin embargo, es probable que no vayas a recibir el mismo tipo de atención.

Si realmente deseas aprender el idioma profundamente, vale la pena invertir en un buen curso de inglés en el extranjero, donde se hable la lengua diariamente y donde puedas experimentar la cultura de habla inglesa en su totalidad.

Para que te sea más fácil escoger un curso de idiomas en el extranjero es preferible que sigas estos criterios:

  • Selecciona el curso en el extranjero en función de tu rango de edad: de 7 a 17 años; mayores de 18 años; para mayores de 50 años.
  • Escoges el alojamiento que prefieres: así puedes convivir en una residencia con estudiantes de todas las nacionalidades. O puedes también vivir con una familia anfitriona es ideal para integrarte rápidamente en el país.
  • Eliges qué país quieres descubrir: Reino Unido, Inglaterra, Escocia, Irlanda, Francia, Estados Unidos, Canadá…
  • Puedes decidir el número de horas de inglés y qué tipo de curso en el extranjero buscas: un curso de preparación de exámenes de Cambridge, inglés con actividades: inglés y fútbol, con teatro, golf, equitación…
  • Es importante considerar en qué tipo de ambiente aprendes mejor. En efecto, si eres el tipo de persona que trabaja mejor sola o fuera de un aula por ejemplo, te conviene más trabajar con un profesor particular o tomar un curso de inglés virtual, sin embargo, esto puede resultar más caro. Por eso, debes considerar tu posición financiera antes de decidirte.

Leer entrada


Uso de las preposiciones en inglés

Las preposiciones en inglés, al igual que en castellano, son palabras que por sí solas no tienen significado. Sirven para indicar la relación entre dos palabras, como puede ser el destino, lugar o tiempo, entre otros.

Saber cuándo utilizar determinadas preposiciones es una de las principales dudas que surgen  al iniciarse en el aprendizaje de este idioma. Si has decidido realizar un curso formativo de inglés en el extranjero para mejorar tu nivel, conocer las principales preposiciones te ayudará a desenvolverte e integrarte mejor en tu nueva aventura.

USA o UK tú decides

En inglés existe una larga lista de preposiciones que se pueden clasificar en diferentes categorías como preposiciones de tiempo, de lugar, de dirección, modo o instrumento. Algunas preposiciones pertenecen a diferentes categorías. Se diferencia en función de la frase y el contexto.

Por norma general se colocan delate del sustantivo o pronombre, aunque existen ciertas excepciones, como en algunas frases interrogativas donde la preposición se coloca al final. Algunas de las principales preposiciones en inglés son:

  • At”. En función de la oración puede considerarse una preposición de lugar o de tiempo. Se puede traducir como  “en” o “a”.

–      “Sam is at hospital”. Sam está en el hospital (de visita). –      “The coffee shop opens at 8 o´clock”. La cafetería abre a las 8 horas.

  • In”. Esta preposición también puede ser de tiempo o lugar, según el contexto. Se traduce como “en”, “dentro de” o “por”. Es fundamental diferenciarla de la anterior.

–      “Sam is in hospital”. Sam está en el hospital (ingresado). –      “I’m learning English in Bournemouth”. Estoy aprendiendo Inglés en Bournemouth. –      “I’m working in the morning”.Estoy trabajando por la mañana.

  • “On”. Señala, al igual que las dos anteriores, tiempo o lugar. Se suele traducir como “encima” o “sobre”, cuando es de lugar,  o como “en” (temporal), siempre que hace referencia a fechas concretas o días de la semana.

–      “You can leave your coat on the chair”. Puedes dejar tu abrigo en la silla. –      “I found a book on myths and legends”. He encontrado un libro sobre mitos y leyendas.

  • “By”.  Significa  “alrededor” cuando se usa como preposición temporal, “cerca” cuando es de lugar, o como “por” cuando es modal.

–      “She arrives. by night” Llegará por la noche –      “Oliver Twist was written by Dickens”. Oliver Twist fue escrito por Dickens.

  • “For”. Su significado varía en función de si es una preposición causal, que se puede traducir como “para” o “por”, o si es temporal, que equivaldría a “durante”.

–      “Thank you for coming”. Gracias por venir. –      “He was lost for 5 hours”. Estuvo perdido durante 5 horas.

  • “From”.  Significa “de” o “desde” y pude ser temporal o de lugar.

–      “I’m from Spain”. –      Soy de España. –      “They have class from eight a.m”.–      Tienen clase desde las ocho de la mañana.

  • Of”. Esta preposición se traduce como “de” y es una preposición que puede expresar pertenencia o describir el origen o la materia  de la que está hecha el sustantivo.

–      “Could you give me the glass of wine?”–      ¿Puedes darme el vaso de vino?

  • “With”. Puede utilizarse como una preposición de modo, instrumento o de acompañamiento. Se traduce como “con”.

–      “William went to the cinema with his girlfriend”. William fue al cine con su novia.

Leer entrada


Se Au Pair en España: La diversidad española

España es un país muy diverso en todos sus ámbitos, tanto culturalmente como en el aspecto social, gastronómico o económico. No es lo mismo vivir en Madrid que en Barcelona, podría parecer que Cuenca y Jaén pertenecen a países distintos.

Empezando por la lengua, en España se hablan cuatro distintas, el castellano, el catalán, el gallego y el vasco, más sus diferentes dialectos, que son los que originan esos acentos tan particulares como el andaluz. Esta variedad lingüística ya hace que, de entrada, vivir en Sevilla nos proporcione una experiencia diferente a la de vivir en León. Aunque todos son castellano, el más puro es el que se habla en la zona centro (la Comunidad de Madrid y las dos Castillas).

El clima también varía en función de dónde te encuentres y es un aspecto a tener en cuenta a la hora de elegir destino como au pair en España. Mucho más frío y seco en las zonas interiores del país, se suaviza cerca del mar. En la costa norte es muy parecido al de países europeos como Inglaterra o Irlanda, en el sur (Andalucía) estar cerca de África trae como ventaja una temperatura mucho mayor en todas las épocas del año y lluvias muy escasas. Esto provoca que los paisajes no tengan mucho que ver entre ellos, desde las interminables llanuras castellanas al los verdes valles de Asturias o Galicia.

Aunque con diferencias, preciosa

En el plano gastronómico, España es un país muy rico. El marisco y la sidra provienen del norte, las paellas de Valencia y la mejor carne se come en Castilla, mientras que para encontrar buen pescado frito tendrás que viajar hasta Andalucía. Los hábitos y costumbres españoles en este sentido también varían, por ejemplo, los catalanes para desayunar acompañan el café de una tostada de pan con tomate, mientras que en Madrid tira más el dulce y se decantan por la bollería con mermelada.

Económicamente, los desequilibrios regionales hacen que la vida sea mucho más cara en Madrid, Cataluña y País Vasco que en Castilla León, Asturias o Galicia. Si buscas una estancia económica en España, elige una provincia pequeña como Soria, donde el coste de la vida es mucho menor que en una capital como Valencia.

Culturalmente, los estereotipos catalogan a los españoles del norte como más serios y cerrados, mientras que los del sur son los simpáticos del país. Se conoce a los catalanes como tacaños y a los gallegos como desconfiados, aunque vayas donde vayas seguro podrás comprobar que los estereotipos no son más que eso, mitos, y que los españoles son famosos en el resto del mundo por su hospitalidad y su apertura hacia los extranjeros.

Leer entrada