Aula inglés

Blog de Aula inglés



Trabajar en el extranjero, una opción de futuro

Las oportunidades de encontrar empleo no se encuentran solo en nuestro país. Hoy en día debemos cambiar esta forma de pensar y comenzar a considerar el resto del mundo como un lugar a explorar en busca del éxito profesional. Pero para trabajar en el extranjero, es necesario dominar al menos un idioma, el inglés.

Los últimos datos publicados nos indican que más de 40.000 personas han iniciado una experiencia profesional en el extranjero solo durante el primer semestre de este año. Un 44% más que en el mismo periodo del año pasado. En total, el INE tiene registrados en su padrón a casi dos millones de españoles viviendo en el extranjero, repartidos en los cinco continentes.

Parece que aprendieron rápido y, de momento, no regresan. No se trata solo de recién graduados y licenciados universitarios, pues las edades alcanzan hasta los 45 años. Cuanto más preparados, más oportunidades para encontrar un empleo y tener acceso a una mejor vida.

En cuanto a las profesiones más demandadas, depende del país de destino. En Alemania, por ejemplo, el sector con más necesidad de profesionales cualificados es el de las ingenierías. Reino Unido por su parte demanda sobre todo perfiles relacionados con el sector sanitario. Por su parte, Francia suele centrar el foco en el sector de las ventas, buscando sobre todo comerciales para sus empresas. Otras profesiones que son habitualmente demandadas en general a nivel europeo son las relacionadas con el sector servicios, como restauración, ventas, personal de seguridad o servicios asistenciales.

 Trabajar en el extranjero

Si nos vamos un poco más lejos encontramos que China, India, Rusia y Nigeria son los países más activos y con mejores perspectivas laborales, según un estudio internacional. En estos países se requieren profesionales de multitud de sectores diferentes, pues están incorporando personal a un ritmo muy alto en todos los ámbitos.

Te aconsejamos leer tambien:  Cómo elegir tu tarifa de teléfono móvil en el Reino Unido

La mejor manera de conseguir suficiente preparación en el terreno lingüístico es iniciarse con una experiencia laboral en el extranjero. Por un lado se puede optar por los programas de trabajo en el extranjero, que proporcionan la posibilidad de aprender inglés en un entorno laboral real en combinación con clases de idioma de apoyo. El estudiante se integra desde el primer momento en la vida inglesa con la seguridad de poseer un empleo, generalmente en restauración y hostelería.

Los empleos varían, dependiendo del nivel de inglés de partida. Desde puestos de cara al público, como la recepción, hasta limpieza de habitaciones o cocina. Un programa de trabajo en Inglaterra proporciona el punto de partida. A partir de ahí, las posibilidades de mejorar de puesto dependen de cada persona, su rendimiento y su capacidad de aprendizaje.

Por otro lado, se puede optar también por unas prácticas en empresa en el extranjero no remuneradas. Aula inglés las organiza con empresas de Irlanda y Malta. La desventaja inicial es que no se dispone de un sueldo al llegar. Sin embargo, el salto a un trabajo remunerado cualificado es mas corto, pues desde el primer día el estudiante está participando de la vida laboral en el sector en el que desea trabajar.

Las relaciones laborales establecidas en el marco de la empresa aumentan la empleabilidad futura y conocer el funcionamiento del sector al que nos dirigimos en otro país proporciona recursos y oportunidades que desde España no se conseguirían.



Aula Inglés. Idiomas y experiencias.