Aula inglés

Blog de Aula inglés



Historias divertidas sobre palabras traviesas

¿Te ha sucedido durante tu estancia de inglés en el extranjero que dices algo y tu interlocutor se queda con cara de shock? No me refiero a que utilices “false friends”, de los que ya hemos hablado aquí, sino de algunas palabras que aprendiste mal, nadie te corrigió y así se quedaron. Yo las llamo palabras traviesas. Cada vez que las pronuncias, vuelve a suceder. Quizá no sabes cómo se dicen correctamente, o quizá sí, pero el caso es que siempre que aparecen se producen situaciones divertidas y algo embarazosas.

palabras traviesas

fuente: flickr

Te voy a contar una “story” (historia, relato) que no una “history” (que es la historia como disciplina, en palabras mayúsculas) con la que puedes identificarte. Imagínate que uno de tus amigos ingleses te ha invitado a comer. Ha cocinado pollo. A tu amigo lo has conocido durante el programa de inglés en el extranjero que estáis haciendo. A la mesa estáis dos españoles y dos ingleses. En ese momento estáis poniendo la mesa y le dices:

  • I’ll bring de kitchen from the chicken

Seguro que la cara que pondrá será de marciano, porque le has dicho “Traeré la cocina del pollo”, en lugar de “traeré el pollo de la cocina”. ¡No es gracioso!, a mí me pasaba continuamente. Luego durante la comida, le pido que al otro inglés que me pase la servilleta, pues la tiene a su lado derecho y no alcanzo:

  • Can I have the kidnap please?
  • What?
  • Yes, the kidnap please

Las risas son de película. Incluso mi amiga María, la española, se parte. Uno de ellos hasta se atraganta con el agua. ¡Había pedido un secuestro (kidnap) en lugar de una servilleta (napkind)!

Te aconsejamos leer tambien:  El verbo "come"

Saboreando el pollo, María, que sabe más inglés que yo pero todavía no lo domina, quiere hacer un cumplido por el guiso, arrima la nariz al plato y dice:

  •  “Thank you, the chicken smells very well

John le da las gracias amablemente, mientras el otro sonríe. Qué majos. Lo que yo no sé es que ella ha dicho que el pollo tiene un buen sentido del olfato (“well”, que se usa para acciones), y no que tiene un buen olor (debería haber utilizado “smells very good”, que significa que huele muy bien). Lo que me quedo es de piedra cuando John le dice que no se tumbe. Suena algo como “dont lai tu mi. It’s not so good” ¿Qué? ¿qué no se tumbe? ¿qué expresión rara es esa? En realidad le ha dicho “don’t lie” (no me mientas) y no “don’t lay” (no te tumbes)

Más tarde, casi al terminar, se me ocurre pedir el postre.

  • Can I have the desert please?

¡En qué momento! Si lo llego a saber me tomo un café aunque no me guste. Había pedido un desierto (desert) en lugar de un postre (dessert).

A estas alturas ninguno de los dos se extraña ya de lo que digo. Solo me miran divertidos cuando les anuncio que me tengo que marchar: “I’m gonna lose the bus”. Tendría que haber dicho “I’m gonna miss the bus”, porque “lose” es para perder dinero. “Miss”, además de para echar de menos (“I miss you”), sirve cuando dices vas a perder un medio de transporte.

Te aconsejamos leer tambien:  Enriquecer la redacción en inglés. Aprender a comparar

No desesperes. Yo todo esto lo aprendí con tiempo, dedicación y estancias de inglés en el extranjero. Mientras tanto, ¡estoy segura de que esos dos ingleses todavía no se han olvidado de mi!



Aula Inglés. Idiomas y experiencias.