Aula inglés

Blog de Aula inglés



Divertirse con inglés en Navidad

Los periodos vacacionales son siempre momentos en los que modificamos nuestras prioridades y relajamos el ritmo de vida.

No hay que ir todos los días al trabajo, salimos más a comer y cenar por ahí, tenemos todos los días actos lúdicos, hay un gran ambiente en las calles, es momento para rencontrarse con la familia, visitar a grandes amigos que por la distancia muchas veces no es fácil que coincidáis y todo esto provoca que nos olvidemos de nuestras responsabilidades.

Aunque estos descansos son necesarios, es cierto que para aprender inglés no son nada recomendables. Así pues aunque tu curso de inglés pare por las vacaciones de Navidad, nosotros te recomendamos que no lo dejes del todo, que hagas ese pequeño esfuerzo para que el inglés siga un poquito en tu vida aunque no vayas a clase durante unas semanas. ¿Por qué? Porque a la vuelta te costará mucho menos volver a coger el ritmo y lo agradecerás.

Además, no tienes por qué sentarte en la mesa a estudiar. No se trata de eso. Puedes incorporar el inglés en tu vida de otras formas más divertidas. Por ejemplo, dado que estas vacaciones son para estar en familia, puedes aprovechar esos momentos para seguir aprendiendo inglés juntos.

Una de las mejores formas es el cine. Elegid una película interesante y pasad una tarde en familia e inglés, viéndola en versión original. Como el esfuerzo es pequeño parece que el beneficio también pero te equivocas, el oído se despierta sin que nos demos cuenta, lo notarás en tus próximas conversaciones en inglés. Recuerda que así es como aprenden los niños pequeños su idioma materno, escuchando sin entender nada al principio.

Te aconsejamos leer tambien:  Ayudar a tus hijos a aprender inglés

Otro método es a través del juego. Mezclar el aprendizaje con las risas es siempre una buena idea. El juego que te presentamos es muy sencillo y muy divertido, para ejercitar la mente y aprender vocabulario. Prepara unas tarjetas y anota una serie de palabras en ellas, principalmente sustantivos o verbos. Te recomendamos que empieces por palabras sencillas, comunes, y progresivamente aumentes el nivel de dificultad, no seas demasiado exigente. Los verbos son más difíciles que los sustantivos. Por ejemplo comienza con “house” (casa), “car” (coche), “park” (parque), “hospital” (hospital), “glass” (vaso), “dog (perro) “hot” (caliente)…

Ahora reúne a la familia y haz dos equipos. Por turnos, un miembro de cada equipo debe coger una tarjeta y, sin enseñársela al resto, debe describir en inglés la palabra que está escrita sin decirla. Los demás deben acertar, y el equipo que más acierte, gana. Si quieres hacerlo aún más emocionante, pon un reloj y deja solo uno o dos minutos por turno.

Si te apetece, aprovecha tus ratos en soledad para leer en inglés, sin preocuparte mucho de entender todas las palabras. Elije un libro fácil y que enganche, uno de esos que están en todas las librerías.

Fuente: Flickr

También puedes ponerte una canción de tu grupo extranjero favorito. Escúchala atento varias veces e intenta escribir qué está diciendo el cantante. Lo importante es que estés en contacto con el idioma al menos una vez al día, para que poco a poco las estructuras del lenguaje se fijen en tu mente.

Aprovecha estas épocas del año donde tienes vacaciones para mejorar lo que más pereza te da y más te cuesta. Además con el comienzo de año siempre intentamos, aunque muchas veces no acabemos cumpliendo, realizar una lista de buenos propósitos.

Te aconsejamos leer tambien:  Estudiar inglés en casa del profesor

En ella escribimos cuales serán nuestros objetivos y metas para el año siguiente, con el fin de mejorar, crecer como persona y aprender de nuestros errores, ya que nunca es tarde de dar un cambio en tu vida siempre que sea para mejor. Y en estos buenos propósitos o metas, como no podía ser de otra forma no podía faltar, uno de los deseos más repetidos por los españoles, el aprender mejor un segundo idioma, generalmente el inglés.

Y como bien antes hemos dicho, no te tortures estudiándolo de forma aburrida, monótona y seria, ya que si estudias así durante el periodo de vacaciones, el segundo día estarás ya harto y lo abandonarás.

Puede ser un buen plan felicitar la navidad por carta o por teléfono a amigos o conocidos que tengas en otros países de habla inglesa, o podría ser un buen momento para viajar a otro país con tu familia, lo cual te permitirá además de pasar unos días divertidos y entrañables con los tuyos  conseguir mejorar tu acento y tu forma de expresarte. Ya que viajar permite que nos impregnemos de otras culturas y que nos enriquezcamos con las historias del país que visitamos.

No pierdas la oportunidad de poder obtener tu título oficial de inglés que tan necesario se ha convertido para poder desarrollar nuestro futuro laboral hoy en día. Contacta con nosotros para ver cual es el intensivo que mejor se acopla a tus necesidades.

 



Aula Inglés. Idiomas y experiencias.