Aula inglés

Blog de Aula inglés



Diferencias entre moneda y divisa

Vas a hacer un curso de inglés en Inglaterra. Llevarás dinero para sufragar tus gastos durante tu estancia en el extranjero así que vas al banco y cambias tus euros por libras. Lo que has hecho es un cambio de moneda, es decir, la compra de billetes extranjeros.

El cambio de divisas, en cambio, no se reduce a billetes sino que consiste en adquirir o vender cualquier documento de pago (transferencia, cheque, pagaré, etc) que esté en una moneda extranjera por el equivalente en moneda nacional o viceversa.

Así, en la práctica de la vida diaria no hay diferencias. El cambio de moneda suele hacerse con un propósito personal, como por ejemplo un viaje. Sin embargo, el cambio de divisas implica intenciones comerciales de obtención de un beneficio con dicho cambio.

La cotización o tipo de cambio es el precio al que compramos y vendemos la moneda. Su valor fluctúa a diario según la oferta y la demanda de los mercados internacionales. La oficial es publicada cada día por el Banco de España. Sin embargo, las entidades de cambio suelen establecer libremente el tipo de cambio al que aceptan comprar y vender moneda. Por su puesto, el precio al que compran es más barato que el precio al que venden (que es el precio al que compras tú).

Por eso, cuando estés preparando tu viaje, una de las tareas que es recomendable hacer es consultar la cotización de los distintos bancos antes de decidir dónde cambiarás tu dinero. Si conoces a alguien en Inglaterra, pregunta para comparar. Tal vez te interese llevarte los euros y cambiar una vez que llegues.

Te aconsejamos leer tambien:  La importancia de los gestos en Italia

Las variaciones son de céntimos, pero según la cantidad que cambies te supondrá un ahorro interesante. Piensa que a esa cotización tendrás que añadirle la comisión que se lleva el banco o la casa de cambio, en caso de que la cobre. No todos lo hacen, pero no está de más preguntar.

Por último, intenta hacer un cálculo según el nivel de vida que quieres llevar y los gastos que vas a acometer. Planifica tu presupuesto para no cambiar más de lo que gastarás. Ten en cuenta que, normalmente, cada vez que cambias pierdes dinero porque el precio que te aplican los bancos al comprarte la moneda de vuelta suele ser más caro. Sin embargo en algunos te garantizan el mismo precio, haya subido o bajado la cotización de divisas que se intercambian.

moneda y divisa

 



Aula Inglés. Idiomas y experiencias.