Aula inglés

Blog de Aula inglés



Aprende inglés siendo voluntario en Irlanda

Para algunas personas, contratar una estancia en el extranjero realizando un curso de inglés no resulta una opción apetecible. Resulta económicamente inviable o simplemente no va con su estilo, necesitan más acción, más inmersión cultural. Una posibilidad en estos casos pasa por el voluntariado. Uno o dos meses alejado de la gran ciudad y viviendo un estilo de vida saludable supone un beneficio tanto para el cuerpo como para el alma. Es algo que todos deseamos alguna vez en nuestra vida. En la práctica, se intercambia trabajo por alojamiento y manutención, se  viven multitud de nuevas experiencias a través de la convivencia con personas del país en entornos rurales y en contacto con la naturaleza.

san-patrizio-irlanda

Un lugar idóneo para probar este tipo de experiencia es el sureste de Irlanda. En el condado de Wexford el tiempo pasa a un ritmo mucho más lento. Esta zona ofrece al visitante montones de pueblecitos costeros bañados por el sol y por las preciosas playas características de la isla esmeralda. En estos pequeños pueblos, hospitalarias familias reciben a los voluntarios, que ayudan en el trabajo en las granjas. Dar de comer o cepillar a los caballos, recoger los huevos de las gallinas o ayudar a arar el campo son algunas de las tareas que realizarás si te decides por el voluntariado en este rincón de Irlanda.

Además, en tu tiempo libre podrás visitar los quince acres de jardines del castillo de Johnstown, la reserva natural de Wexford o los rincones de la ciudad, cargados de historia como la ruta patrimonial que se abre paso entre calles medievales empapadas de influencias vikingas, normandas y Cromwellianas. También encontrarás la catedral de San Aidan, diseñada por Pugin, nos encontraremos con un gigante castillo normando y una visita que nos contará la historia de la preciosa Vinegar Hill.

Te aconsejamos leer tambien:  Voluntariado rural, una forma diferente de aprender inglés y francés

Aterrizar-en-Irlanda

Tampoco te pierdas Bannow y la península de Baginbun, sitio en el que desembarcaron sobre las costas de Irlanda los primeros normandos en 1169 o el pueblo de New Ross – un puerto importante durante la época medieval. Conduciendo por el curso del río Barrow, verás una sorprendente réplica de un barco de la hambruna amarrado en los muelles. El barco es la atracción estrella del Dunbrody Experience, donde actores disfrazados se combinan con la interacción de los visitantes para crear una aventura que evoca la época de la hambruna (incluso recibirás una entrada con fecha de 1849).

En el condado se pueden practicar deportes acuáticos, senderismo, rutas en bicicleta o golf, además de visitar los numerosos castillos, fortalezas medievales, museos, y participar de la agradable vida nocturna.

¿Estás decidido y quieres saber cómo gestionarlo? El gobierno irlandés supervisa el programa de voluntariado y Aula inglés te ayuda con todo lo demás. Clases de inglés durante un par de semanas para que el periodo de acondicionamiento te resulte más fácil, una base de datos de las granjas y cooperativas donde puedes pasar tu estancia y ayuda en la gestión del acuerdo con ellos y soporte durante todo el tiempo que estés allí son algunos de los servicios que te ofrecemos. Si te interesa y quieres conocer el programa de voluntariado con más detalle, nuestra página web.

además el voluntariado ofrece muchos beneficios para la salud, tanto mental como física, aumenta la confianza en uno mismo, la autoestima y la satisfacción vital, ayuda a mantenerse físicamente saludable, puede ayudarte a avanzar en tu carrera, aporta diversión y plenitud a tu vida, también te ayudará a renovar tu creatividad, tu motivación y tu visión de la vida, a lo que le podrás sacar provecho en tu vida personal y profesional.

Te aconsejamos leer tambien:  Las peculiaridades de los británicos

De hecho, una de las maneras que más funcionan y más rápidas de las mejore de hacer nuevos amigos y fortalecer muchas de las relaciones existentes es comprometerse en una actividad de tal magnitud junto a otras personas. El voluntariado es una ingeniosa forma de conocer nuevas amistades. El voluntariado también te ofrece fuertes lazos con la comunidad y amplía tu red de contactos, tener la posibilidad de estar cerca de personas interesantes con muchas cosas en común y además con las que podrás divertidas y satisfactorias.voluntariado en Irlanda

Por otra parte, el voluntariado te da la oportunidad de practicar y desarrollar tus habilidades sociales, para todos aquellos que son un poco tímidos o reservados y les da vergüenza relacionarse, ya que te vas a reunir periódicamente con personas con intereses y objetivos comunes.

“Es muy recomendable animarse a ser voluntario aunque sea un pequeño porcentaje de nuestro tiempo, ya que nos ayudara a valorar la vida de otra manera y cambiara totalmente nuestra forma de pensar y sentir”.  Adriana R. Orsi

 



Aula Inglés. Idiomas y experiencias.